hazard cards: accidents revisited

3103.05


prestigecard.jpgUno de los estudiantes del ITU nos ha dado un paquete de cartas un poco peculiar: cada una de ellas muestra un desastre tecnológico de alcance internacional. A su derecha, el número 4 de la sección Oil Tanks, el Prestige.

El juego forma parte de un proyecto compartido entre el Learning Lab Denmark e INCUBEus y se puede jugar online o comprando las cartas propiamente dichas. Cada carta muestra una ficha de un desastre relacionado con la tecnología y detalles sobre sus pérdidas en vidas humanas, su radio de acción o su repercusión en los medios. Las web incluye, además, una extensa colección de enlaces, recursos, artículos y otros enlaces relacionados de interés, así como un estudio sobre la tecnología implicada en cada accidente y sus riesgos.

Hay 37 cartas divididas en nueve grupos: transporte aéreo, tanques, edificios, indústria química, trasporte por tierra, indústria médica, transporte marítimo, indústria nuclear, puentes y embalses y un joker: OPV-HIV.

  |  Del.icio.us me  |  Menéame



Comentarios:

El Magic tiene las horas contadas!! La marea negra ha llegado! XDD

Puesto por ifrit en Abril 1, 2005 03:43 AM











¿Me quedo con tus datos?



elastico-dots.jpg







elastico_recomienda.jpg
neural.jpg


minielastico.jpg


CopyFight Files: nuestro proyecto paso a paso

  

  

  



especiales_de_la_casa.jpg
POR FAVOR, ¡PIRATEEN MIS CANCIONES!
Por qué son más rentables 100.000 fans piratas que llenen mis conciertos a 10.000 originales.

CUANDO LA SGAE DESPERTÓ, LA TECNOLOGÍA TODAVÍA ESTABA ALLÍ
que la música sea gratis para ustedes, los consumidores, no significa que los artistas no podamos ganar dinero con ella

POLITICAL GAMES: DE ESCAPE FROM WOOMERA A UNDERASH
La industria del entretenimiento ha desviado la propaganda de guerra del cine a la consola.

EL MERCADO DE LAS IDEAS
Las buenas ideas estan en todas partes. Patentarlas es la mejor manera de evitar su materializacion.

LA MUERTE DEL PERIODISMO Y OTROS CUENTOS APOCALÍPTICOS
Es verdad, el periodismo está en crisis. Pero es una crisis que debemos celebrar.