Septiembre 21, 2006

Wolf Like Me

wolflikeme.jpg

Wolf Like Me - Quicktime, Med // Wolf Like Me - Youtube // Wolf Like Me, en directo en The Late Show with David Letterman - Youtube // Wolf Like Me, live at the Showbox - Youtube //

Lo siento, no me he podido resistir. Es mi canción favorita de mi disco favorito del año.

No hay nadie hoy con menos de 30 años que esté a la altura de TV on The Radio. Y no lo digo yo.

Actualización: Y por si fuera poco, su guitarrista es un fotógrafo espectacular.

Septiembre 19, 2006

Un recorrido por la creación con Processing

Mañana miércoles a las 19:30 estaré en Hangar, el centro de producción artística de Barcelona, hablando sobre las posibilidades del lenguaje de programación Processing como plataforma para la creación, y de la fértil y activa escena artística que se ha articulado alrededor de Processing.org. La conferencia forma parte del taller Primeros Pasos con Processing, pero todos los que queráis asistir estáis más que invitados.

Septiembre 14, 2006

Los vaivenes de la moda en el MOMA y la Tate Modern

Atención, juego de agudeza visual. Encuentren las diferencias.

El Museum of Modern Art de Nueva York tiene una de las mejores colecciones de arte del Siglo XX que existen, visitada anualmente por millones de turistas de todo el mundo. Pero además, cuenta con un excelente departamento de cine y media que organiza exposiciones como la retrospectiva de 20 años de Pixar hace unos meses; el mejor departamento de arquitectura y diseño del panorama internacional, responsable por ejemplo de la excepcional exposición SAFE: Design Takes on Risk y la famosa On Site: Nueva Arquitectura en España que tanto juego nos dió para mirarnos el ombligo. Y regularmente abre espacios para encargar proyectos a los nombres más importantes en el circuito del arte contemporáneo. En los próximos meses, Doug Aitken, Jeff Wall, Eijaa Liisa Ahtila o Richard Serra.

En Londres, la Tate Modern -quizás el museo de arte contemporáneo con más éxito popular en los últimos años- tiene también una excepcional colección permanente de arte del siglo XX, con la que además se permite juguetear constantemente por medio de ideas como Tatetracks, una invitación a distintos músicos y grupos para que escriban temas sobre obras concretas de la colección; los primeros han sido Chemical Brothers. Pero además, también abre sus salas a los mejores artistas de hoy, como en estos días Pierre Hyughe. Tiene un programa de arte en la Red que apoya la producción de obras de artistas digitales de todo el mundo (la última, The Dumpster de Golan Levin). Y su programa de actividades ha hospedado recientemente, por ejemplo, conciertos de Carsten Nicolai o Rioji Ikeda. No hace falta decir nada de sus famosas intervenciones en la inmensa sala de Turbinas.

La colección de arte del siglo XX del Pompidou de Paris tiene más de cincuenta mil obras. Y no tienen el menor problema en combinar su exhibición con exposiciones de artistas contemporáneos, conciertos de músicos electrónicos o, como ocurrirá el próximo mes, una muestra del trabajo de Fabrica, el centro de producción e investigación de diseño y multimedia italiano financiado por Benetton.

Pero ayer Carmen Calvo anunció el cambio de dirección del Museo Reina Sofia de Madrid, en teoría el primer museo de arte contemporáneo de España.

...que sea un museo especializado en cubismo y arte español (del siglo XX). Picasso y Juan Gris son los artistas que citó para avalar la importancia del cubismo en el Reina Sofía. Una línea historicista que va abiertamente en contra de la emprendida por todos sus directores que siempre han querido, con más o menos voluntad y suerte, estar incluidos en el circuito de los centros de arte contemporáneos europeos. (...) “Me interesa más el museo que el centro de arte”, sentenció. (...) Calvo cree que el Reina Sofía debe dejar de «experimentar» y de ser una «galería de galerías de arte» porque su «camino es convertirse en un museo y poner en valor su colección». «Las compras de este museo tienen que ser de primer nivel porque para el arte contemporáneo ya están las galerías de arte».

Según Calvo, el Reina Sofía "no puede estar sometido a los vaivenes de la moda".

Tiene sentido, porque está claro que en Madrid se ha alcanzado la saturación absoluta de centros que atiendan a la creación contemporánea. Yo propondría que se ensanchen las puertas y se despejen algo más las salas para que se pueda incrementar el número de turistas que pueden desfilar por delante del “Gernika” por minuto. Y en la ampliación de Jean Nouvel, que tan poco le gusta a todo el mundo, pondría la tienda de souvenirs.

Qué tristeza, Dios mío. Qué dolor por Madrid. Qué estupideces dice -y hace- Carmen Calvo. Crisis de gobierno cuanto antes, por favor.

Septiembre 10, 2006

Ars Electronica 2006 (4): Un día cualquiera en Kottke.org

FE_2006_sympII0604_011_m.jpgMuchos asistentes a Ars Electronica no entendían qué hacía exactamente el nombre de Jason Kottke entre la lista de ponentes del simposio sobre la simplicidad del festival, quizás pensando que alguien que no genera ni proyectos ni teoría, y que sencillamente se dedica a recopilar links no podía tener nada demasiado importante que decir. Pero a pesar de esto, Jason ofreció una interesante introducción a lo que supone el trabajo de un “comisario de enlaces e ideas” y a la serie de procedimientos y decisiones que conforman el proceso de hacer todos los días uno de los blogs más leídos de Internet.

- Maeda justificó la presencia de Kottke en el simposio presentándolo como alguien “que conoce perfectamente la Web como contexto. También tiene un problema concentrándose..”, bromeó. El mismo prefirió autodefinirse como alguien que “digiere y genera toneladas de información.”

- ¿Y cuántas toneladas de información se generan al día? Para intentar explorar esta pregunta Kottke utilizó una imagen poderosa: las portadas de más de 500 diarios de todo el mundo correspondientes a un día cualquiera, extraídas del popular sitio Newseum. Aunque la cifra exacta tiene que ser por necesidad algo arbitraria, Jason estimó que la información publicada diariamente si sumamos todos los periódicos del mundo equivale a unos 6540 Terabytes de datos. (“Si tomásemos todas las páginas y las pusiésemos una junto a otra, cubriría la distancia entre Paris y el norte de Austria. Y de vuelta a París. Catorce veces”).

- Kottke explicó sus propios hábitos diarios de consumo de información. A través de su lector de feeds RSS (newsfire, por si alguien tiene curiosidad), Jason sigue diariamente unas 300 fuentes de información. Intenta no leer sólo los titulares; promete que nunca enlaza a nada que no haya leído y contrastado con otras fuentes alternativas. Ha echado las cuentas: esto equivale a leer un libro de doscientas páginas cada dos días. (“Estoy perdiendo mucha vista”).

- “Además de esto, veo dos o tres películas a la semana, leo uno o dos libros. Voy a exposiciones, viajo cuando puedo. E intento leer también al menos un poema al mes.”

- Todo esto va a parar de una forma a otra a Kottke.org. Jason estima que, añadiendo las sugerencias que sus lectores le envían por correo, revisa de entre 700 a 1000 enlaces cada día De entre esta masa de datos y muchos otros más, Kottke intenta “destilar”, “comisariar enlaces e ideas” para descubrir qué es lo que la web tiene que decir sobre el mundo.

Más después del salto

Sigue leyendo "Ars Electronica 2006 (4): Un día cualquiera en Kottke.org"

la Ciudad Legible

Alguna vez hemos enlazado a las fascinantes fotografías de Matt Siber en las que se muestran paisajes urbanos de los que se han eliminado todos los textos de las señales, carteles y publicidad, como manera de resaltar la sobrecarga de información a la que nos vemos sometidos en cuanto ponemos un pie en la calle. Kapitaal, un corto animado del estudio holandés Smack trata el mismo tema usando la técnica inversa: durante seis minutos paseamos por una gran capital de la que se ha borrado la arquitectura y los ciudadanos: sólo queda el branding, la publicidad de las marquesinas y los logotipos que cuelgan de las fachadas.

“Kapitaal” es una producción realizada para el Museo de Beyerd de Berna. Aquí en Quicktime, un poco más abajo en Youtube.

Visto en City of Sound

kapitaal1.jpg

Septiembre 08, 2006

Rubianes, los cirujanos y la injerencia política

"El PP no va a destinar el dinero público a subvencionar a alguien que con sus palabras y su actuación ofende a los españoles y crea enfrentamientos, además de atacar nuestro modelo constitucional"

Francisco Granados, secretario general del PP de Madrid.

No me gusta escribir aquí sobre asuntos de actualidad nacional o de políticas culturales porque ni sé hacerlo, ni me divierte demasiado, ni son los temas que solemos tratar, y muy cerca hay distintos sitios que lo hacen mucho mejor. Pero cuesta no decir nada ante la vergonzosa caza de brujas que se está desatando en el caso Rubianes, y que por lo que se ve todavía tiene visos de ir a más.

Que no se equivoque nadie. Lo único escandaloso de todo este tema, lo único profundamente repugnante, es ver a todo un alcalde pasando por encima de Mario Gas, un profesional de la cultura de prestigio, para revocar ilegítimamente una decisión suya por el único hecho de que implicaba contratar a un sujeto con ideas y maneras que ofenden al electorado de dicho alcalde. Y con la convicción de que, por el hecho de que se trate de un teatro público, tiene más derecho a vetar a dicho sujeto que si pretendiese ordenar a un hospital público que se negase a tratarlo medicamente.

Igual que el dinero público de la cultura no es de los políticos, tampoco lo administran sólo para sus votantes. Es esta mentalidad la que garantiza la instrumentalización de las artes que se seguirá practicando en este país mientras no se entienda que las decisiones de los programadores de un espacio cultural no se pueden revocar por razones políticas, porque se basan en criterios técnicos. Quién decidió que se representase la obra de Pepe Rubianes es Mario Gas, director del teatro y experto de más que reconocido prestigio. Es decir, alguien en principio adecuado para evaluar cuales son las obras que deben configurar cada temporada el programa de su teatro.

Lo que sí son políticas son las razones por las que a mucha gente no le gusta que Pepe Rubianes sea contratado en un teatro público de Madrid. Pero ni uno solo de los políticos o periodistas que denuncian a Gas están juzgando la calidad de la propuesta artística que pretendía programar, ¿no? Y si se juzgase, ¿quién estaría cualificado para juzgarla, Gallardón? ¿La prensa de derechas? ¿Están más preparados para decidir la programación de un teatro público que para, no sé, las técnicas quirúrgicas que usa un cirujano en un centro de salud público?

Me desespera ver cómo con frecuencia fuera de los círculos culturales (en los que por cierto en los últimos meses se han disparado las dimisiones por injerencias políticas) parece que no se quiere entender que un director de un teatro, un museo o una filmoteca no es un cargo político; a lo que más se parece es a un director de orquesta o a un entrenador de fútbol.

En paises más civilizados como el Reino Unido existe una separación sagrada entre los gestores políticos y los programadores culturales, con el entendimiento de que 1) el primero no se mete en las decisiones del segundo que no le competen, y 2) El cese o cambio del primero no implica el cambio del segundo y por lo tanto borrón y cuenta nueva con un trabajo que por definición tiene que ser sostenido y a medio plazo. Aquí hay intentos de imitar este modelo, como el eternamente retrasado "consejo de las artes" de Cataluña, pero la situación es que, mientras las próximas elecciones determinan quién será el próximo conseller de Cultura de la Generalitat, mientras se le busca un recambio a Carmen Calvo, conocida su más que probable futura marcha, cientos de profesionales vivimos en pausa técnica estos meses sabiendo que es inútil pretender sacar adelante un nuevo proyecto hasta que los designios del nuevo político nos dejen seguir haciendo nuestro trabajo técnico

Insisto en el ejemplo: ¿se imaginan que dos meses antes de las elecciones los hospitales dejasen de operar porque no se sabe quién será el próximo jefe de planta?

Septiembre 06, 2006

Ars Electronica 2006 (3): La Silla

234895592_5b9636fbeb.jpg
fotos de Liliana.

La estrella de Ars Electronica 2006 ha sido una silla. Ni John Maeda, ni Toshio iwai, ni Oliviero Toscani aparecían en las conversaciones de pasillo tanto como la silla. ("¿Has visto la silla? ¿Qué te parece la silla? ¿ No es de juzgado de guardia que no le hayan dado un premio a la silla?"). Mientras a casí todos les decepcionaba tremendamente The Messenger, la obra de Paul de Marinis que ha obtenido el premio al mejor proyecto de arte interactivo, en la sala de al lado había colas para ver cada dos horas como una silla, en aparencia normal y corriente, se cae en pedazos para después volver a recomponerse lentamente ella sola, sin intervención de nadie más, sin hilos ni cables. Véanlo ustedes mismos en este vídeo de hace unos meses, antes de que la pieza estuviese completada del todo.

Actualización: Via Regine, este vídeo de la versión definitiva de la silla en Ars Electronica (Youtube)

Robotic Chair es un proyecto de Max Dean, Matt Donovan y Raffaello D'Andrea.

Ars Electronica 2006 (2): dentro del portátil de 100 dólares

olpc.jpg

Todo el mundo tiene una opinión sobre el famoso portátil de 100 dólares de Nicolas Negroponte y el Medialab del MIT, desde el entusiasmo hacia el especticismo. Para algunos es una de las pocas iniciativas que pueden causar a medio plazo un cambio real y profundo en la relación entre primer mundo y países en vías de desarrollo. Para otros, pretender solucionar la educación de millones de niños que no tienen prácticamente nada a golpe de portátil es ingenuo, presuntuoso y casi insultante. Por esto, la presentación en Ars Electronica de Walter Bender, presidente para el desarrollo de software y contenidos del programa One Laptop Per Child (OLPC), fue la más polémica y la que los asistentes seguimos con mayor atención. Bender desgranó con todo detalle la filosofía del programa y explicó las decisiones de diseño que han llegado al modelo final de la máquina. Creo que muchoos de los datos que contó no se habían hecho públicos antes, como las capacidades de su pantalla, su mínimo consumo de potencia y su alto alcance de recepción de WiFi.

- A pesar de todos los esfuerzos del equipo de diseño, durante el primer año del proyecto el portátil será más bien “el portátil de 100 euros”; quizás de aquí procede la insistencia identificar el proyecto por su nuevo nombre, One Laptop per Child. Siguen trabajando en encontrar maneras de bajar los costes de fabricación.

- ¿Para quién está diseñado?: mil millones de niños en países en vías de desarrollo, principalmente en tres continentes (Africa, Asia, América del Sur).

- Diseñar un portátil expresamente para que sea usado por niños es muy distinto de fabricar un portátil para adultos de países desarrollados: ha de ser robusto y seguro; debe poder usarse en el exterior (algo para lo que los portátiles tradicionales han estado siempre poco preparados), y debe fomentar la interacción y la comunicación entre los niños. Y además, por supuesto, tiene que ser barato.

Cuatro características del diseño del portátil de 100 dólares que prometen ser revolucionarias:

1. Una pantalla de 200 PPP que es claramente legible en el exterior, a la luz de día. (Según se afirma en el catálogo del festival, el ratio de contraste de la pantalla será de 8:1, rivalizando con tecnologías como la tinta electrónica para lectores de eBooks).

2. Pantalla y CPU forman una única unidad. Esto es especialmente importante porque el principal punto débil de los portátiles, el que más averías sufre, es precisamente el cableado de conexión entre la pantalla y el resto del ordenador. Este diseño lo hace además más robusto, y más adecuado para funcionar en espacios adversos para la tecnología, con polvo, humedad...

3. La “grapa” giratoria que une la pantalla al teclado permite que, dándole la vuelta, el portátil se convierta en un libro electrónico. De esta manera, y al incluir los materiales de clase en formato digital, el portátil será también todos los libros de texto del alumno.

4. Las “orejas” del portátil: estas antenas dotan al ordenador de una mejor recepción WIFI que la de cualquier modelo comercial actualmente en el mercado: aproximadamente 500 metros. Además, al cerrarse se convierten en protecciones que cubren los puertos del ordenador, para evitar que entre suciedad.

Mucho más después del salto

Sigue leyendo "Ars Electronica 2006 (2): dentro del portátil de 100 dólares"

Septiembre 04, 2006

Notas sobre la Simplicidad: Ars Electronica 2006 (1)

En el simposio de Ars Electronica 2006 (“simplicidad: el arte de la complejidad”) prácticamente no se ha mencionado la palabra “arte”, y entre sus participantes casi nadie era un artista digital o un teórico de los nuevos medios. John Maeda, -artista, diseñador, escritor, profesor del Medialab del MIT y figura de referencia en el pensamiento digital- ha preferido abordar en el ciclo de conferencias que ha dirigido en el festival la manera en que nuestras vidas se ven condicionadas por las decisiones de diseño que nos rodean, de los aspectos más sencillos y banales a los más trascendentales. Por eso las sesiones incluyeron desde conferencias sobre las implicaciones de lo más cotidiano con la intervención de un diseñador que imagina objetos como cafeteras o soportes de cuchillos para la exitosa cadena japonesa MUJI, hasta una apasionante exploración del trabajo de Hugh Herr, un investigador que está revolucionando la tecnología y el diseño de las prótesis y las extensiones corporales para amputados y disminuidos físicos. La presentación más polémica y que más impacto ha causado fue quizás la que desgranó con todo detalle el proceso de diseño y concepción del famoso portátil de 100 dólares. Estas son mis notas.

Sam Hecht

Diseñador industrial británico, es una de las caras sin nombre detrás de los seductores productos sin marca de la cadena japonesa MUJI, que recientemente abrió en Barcelona su primera tienda en España. Maeda define su trabajo como el diseño de cosas para gente que “si no quiere simplificar su vida, por lo menos quiere respirar”.

- Hecht ha mostrado una fotografía tomada en Londres para explicar todo lo que le parece perverso de la relación entre diseño y tecnología hoy: una de las clásicas cabinas de teléfono convertida en un cajero automático, donde la tecnología esta en el interior de la cabina protegida de manera segura, y el usuario está fuera, “mojándose en la lluvia” mientras la utiliza.

- Una imagen de un vaso de agua sobre un fondo perfectamente blanco: “Esta situación no se da jamás en el mundo real, porque un vaso de agua no es sólo el vaso, sino su contexto. Los limites del diseño de un vaso no son los del vaso; se confunden con los del paisaje de uso.”

- Un ejemplo similar: al leer un texto no leemos letras, leemos palabras y frases, por eso puedes entender un texto como éste.

- Sus diseños incorporan la idea de “dependencia”, donde el objeto necesita el resto del mundo para que el producto funcione, creando “huecos” en el funcionamiento del producto que el mundo rellena. Ejemplo: un teléfono que se cuelga sencillamente apoyándolo sobre la mesa, y se descuelga levantándolo.

- “Diseñamos en papel, el ordenador con frecuencia complica el proceso porque las posibilidades son ilimitadas, pero el papel y el lapiz ya incorporan limitaciones.”

- En japón se mandan más sms que se hacen llamadas. Por eso diseñamos un teléfono que no necesita abrirse para leer los mensajes que se reciben, y que también puede hacer de reloj de mesa de noche y de despertados.

- La simplicidad también incluye el efectos imprevisibles, porque el mundo es inherentemente complejo. En japón, algunas bicicletas incorporan un cesto demasiado similar a una papelera, y el resultado es que todo el mundo las usa como papelera. Cuando el dueño de la bicliceta regresa, tiene que vaciar el cesto en una papelera antes de poder irse...

Sigue leyendo "Notas sobre la Simplicidad: Ars Electronica 2006 (1)"
Creative Commons License
Este blog es copyleft y se acoge a la licencia Creative Commons.
XML

Creado con
Movable Type 3.2
Estadí­sticas